La FDA Analiza Detenidamente las Sustancias Químicas Presentes en la Tinta de los Tatuajes

Dr. Group
por Dr. Edward Group DC, NP, DACBN, DCBCN, DABFM
Publicada el , Última Actualización en

Tatuaje

Todos tenemos dentro una necesidad muy arraigada de personalizar los artículos de uso diario con los que nos rodeamos. Por supuesto, este toque personal varía considerablemente de una persona a otra, pero es algo que en algún momento todos y cada uno de nosotros hace.

Para algunos es tan simple como la ropa que usan o la forma en la que deciden peinar su cabello. Para otros va un paso más allá e incluye cosas como forros personalizados para los celulares, corbatas muy peculiares o pegatinas en el auto. Sin embargo, un número cada vez mayor de jóvenes elige como lienzo literalmente su propia piel.

Encuestas realizadas recientemente muestran que más del 40% de los estadounidenses de veinte y tantos años tienen al menos un tatuaje. Nuevas investigaciones muestran que estos auto-identificadores pueden tener un alto precio más allá del dolor inicial y la inversión financiera.

¿Son seguros los ingredientes en la tinta de los tatuajes?

Una serie de investigaciones encabezadas por la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (PDFen inglés) sugieren que muchos de los tipos de tintas usadas comúnmente en los tatuajes tienen una repercusión negativa grave a largo plazo en la salud humana.

Entre las fuentes de pigmentos cuestionables que resultan de interés para los investigadores de la FDA se encuentra una variedad de peligrosos metales tóxicos, ftalatos e hidrocarburos – todos ellos conocidos por actuar como agentes cancerígenos. La mayor preocupación acerca de la posible conexión entre las tintas de tatuajes modernas y el cáncer se ha centrado en una pequeña cantidad de casos documentados en los cuales se observaron melanomas malignos y tumores cutáneos en la piel tatuada.

No obstante, los resultados de estas investigaciones recientes hasta el momento no han demostrado ser concluyentes.

Tina Alster, especialista en dermatología cosmética y cirugía láser, comentó a la Radio Pública Nacional (NPR, por sus siglas en inglés):

“Se ha comprobado que algunas sustancias químicas son inyectadas junto con las tintas de los tatuajes para que sean más brillantes o incluso psicodélicos. Hay algunas que de hecho brillan en la luz negra… nadie sabe con certeza lo que contienen. Existen algunas como el cadmio, que son carcinogénicos. Otras causan granulomas, que consiste en una reacción alérgica en la piel.” [fuente (en inglés)]

Además, en un estudio realizado en 2010 por la Universidad de Ratisbona en Alemania se descubrió que algunas de las tintas negras de los tatuajes en realidad se hacen con hollín. Estas tintas negras para tatuajes comúnmente contienen hidrocarburos aromáticos policíclicos (HAP) los cuales pueden contener a-benzopireno, carcinógeno de Grupo 1 según la Agencia Internacional de Investigación sobre el Cáncer. La Agencia de Protección Ambiental (EPA, por sus siglas en inglés) también lo clasifica entre los “carcinógenos cutáneos más potentes y bien documentados”.

Investigadores del Departamento de Dermatología, Universidad de Ratisbona:

“Tatuar con tinta negra conlleva una inyección de cantidades considerable de fenol e hidrocarburos aromáticos policíclicos (HAP) en la piel. La mayoría de los HAP son carcinógenos y pueden además generar oxígeno singlete deletéreo dentro de la dermis cuando la piel es expuesta a los rayos ultravioletas (por ejemplo, la radiación solar)

California y muchos otros estados exigen actualmente que los clientes de las tiendas de tatuajes firmen una exención de responsabilidad donde se les informa de su inminente exposición a sustancias químicas potencialmente peligrosas antes de que se sometan a la aguja. Al parecer, esto está teniendo muy poco efecto para disuadir a los clientes.

Riesgos para la salud de los tatuajes

Los tatuajes siempre han implicado cierto riesgo. Posiblemente esta sensación de peligro contribuya en parte a su atractivo.

Los tatuajes conocidos más antiguos se remontan al menos a la era neolítica, aproximadamente 5 000 años A.C, y muchos especialistas consideran que fueron creados frotando ceniza en heridas accidentales o inducidas intencionalmente.

La palabra “tatuaje” proviene de la palabra samoana “Tatau” que originalmente se utilizaba para describir la variación lenta y según se dice muy dolorosa del proceso que consistía en incrustar pigmento bajo la piel utilizando una varas puntiagudas. Era común que esto provocara infección severa e incluso la muerte.

A pesar de la mayor seguridad y menor dolor que brindan las máquinas de tatuar modernas, en algunos lugares aún existe la posibilidad real de estar expuestos a contraer tétano, hepatitis, sífilis y VIH. Estos son solamente los riesgos más graves de tatuarse. Usted también corre el riesgo de tener infecciones, hacer alergia, tener cicatrices, granulomas y complicaciones futuras para la realización de una resonancia magnética.

En la mayoría de los casos estos riesgos pueden mitigarse simplemente seleccionando un salón de tatuajes con buena reputación y en buen estado en el que trabaje un artista de calidad. Esto solo es tener sentido común. ¡Piénselo dos veces antes de tatuarse!

Dr. Edward F. Group III, DC, ND, DACBN, DABFM

†Los resultados pueden variar. La información y declaraciones hechas son para fines educativos y no tienen la intención de reemplazar el consejo de su médico. Global Healing Center no dispensa consejos médicos, prescribe o diagnostica enfermedades. Las opiniones y consejos nutricionales expresados ​​por Global Healing Center no pretenden ser un sustituto del servicio médico convencional. Si tiene una condición médica grave o preocupación por su salud, consulte a su médico.

Compre Nuestros Suplementos Completamente Naturales y Para la Salud Vegana

Suscríbase a Nuestro Boletín

Reciba correos sobre cómo cuidar de la salud a su correo aquí.

Estas afirmaciones no han sido evaluadas por la Administración de Alimentos y Fármacos estadounidense (FDA).
Estos productos no están diseñados para diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad.

Información y declaraciones hechas son para propósitos de educación y no pretenden sustituir el consejo de su médico. Global Healing Center no dispensa consejos médicos, recetas o diagnostica enfermedades. Diseñamos y recomendamos programas individuales de nutrición y suplementos que permiten que el cuerpo se reconstruya y se cura a sí mismo. Las opiniones y consejos de nutrición expresados por Global Healing Center no están destinados a ser un sustituto para el servicio médico convencional. Si usted tiene una condición médica grave, consulte a su médico. Este sitio web contiene enlaces a sitios web operados por otras partes. Estos vínculos se proporcionan para su conveniencia y referencia. No somos responsables por el contenido o los productos de cualquier otro sitio. Dónde Global Healing Center tenga el control sobre la publicación o comunicación de tales afirmaciones hacia el público, Global Healing Center hará su mejor esfuerzo para eliminar estas afirmaciones.

© Copyright 1998 - 2017 | Todos los Derechos Reservados www.globalhealingcenter.net

Exención de responsabilidad | Política de Privacidad